miércoles, 23 de noviembre de 2016

Cada dia que pasas en tierra es un dia que llegas tarde



El mundo conspira a favor nuestro, solo hace unos días que pagamos la señal del barco que todavía no sabemos cómo se llamara aunque tenemos algunas ideas… hay cosas que se van poniendo en nuestro camino ellas solas, hace unos días buscando materiales para instalar en el barco, concretamente unas placas solares, conocí a Carlos Echevarría, llego a su casa y estaba haciendo algo de carpintería, me pregunta para que son las placas y le contesto que van un barco me dice que estas placas estaban ya en un barco, en el suyo, que se llama SAYANA está atracado en el RCNP, me quedo muerto, las placas volverán a navegar… me dice que hace unos años estuvo en Alaska, Caribe por supuesto, que bajo hasta Chile y que en ello empleo diez años, que mandaba crónicas a la revista Skipper que eran publicadas y tengo copias en PDF que no se subir aquí, en ese momento con la boca abierta, la mía claro, me dice que plan de navegación tenéis? pues mira no se… es pronto para saberlo pero creo que el 2017 lo pasaremos en Grecia y cercanías, pero no hablemos de eso, cuéntame cómo fue tu viaje?, como lo pasaste? que aprendiste? Temporales? Averías? Me dedico una de esas miradas en las que sin decir nada me dijo todo, lo entendí, normalmente cualquiera te contaría su aventura, la exageraría, enfatizaría anécdotas, enlazaría una historia con otra, hasta que no encontraras la forma de cortar con aquel chorreo que no te interesa demasiado y no cortas abruptamente por simple educación, El no, no me dijo casi nada, solo me dijo, cada día que pasas en tierra es un día que llegas tarde.